lunes, 1 de diciembre de 2008

Mi capitulo

Aqui esta el capitulo que yo tenía que escribir!

2. La Nueva Izquierda en Latinoamérica

Con el fin de la guerra fría y la perestroika se cerró una época de la izquierda latinoamericana. Pereció que la idea y la ideologia de izquierda habia fallado. Varios autores publicaron libros para analizar la caida de la izquierda, José Rodriguez Elizondo por ejemplo habla de una “homogénea derrota de las vanguardias”, su resumen resignado de la situación es el siguiente: “De hecho, solo sobreviven el referente cubano [...] y el referente maoísta, representado terroristamente por la organización peruana conocida como Sendero Luminoso” (Elizondo 1990, 18).

La derecha política e intelectual anunció el fin de las ideologías y la inexistencia de alternativas. Con figuras politicas tales como Augusto Pinochet, Ronald Reagan y Margaret Thatcher, el credo económico liberal renació bajo la forma del neoliberalismo (Chavez 2008, 40). Solo unos quinze años despues, la situación ha cambiado totalmente. Los movimientos sociales y los partidos políticos de la izquierda han crecido de nuevo. Hoy día, partidos y figuras políticas de la izquierda (en un sentido amplio) gobiernan en Argentina, Bolivia, Brasil, Cuba, Chile, Ecuador, Nicaragua, Uruguay y Venezuela (Chavez 2008, 33).

Esta parte de nuestro trabajo va a explicar por que la situación ha cambiado tanto en tan poco tiempo y como podía surgir este fenómeno que los autores llaman “La Nueva Izquierda de Latinoamerica”.

2.1 La “Vieja Izquierda” y su caída

La caída del muro de Berlín en 1989 y el fin de la revolución sandinista en 1990 se reconocen como el fin de una era de la izquierda. Lo que se podria llamar “la vieja izquierda” era un conjunto de partidos políticos, movimientos sociales y organizaciones guerrilleras. Estos actores conformaron el espectro de la izquierda latinoamericana entre la victoria de la revolución cubana en 1959 y el fin de la “segunda ola revolucionaria” latinoamericana en 1990, que tuvo lugar en Guatemala, El Salvador y Nicaragua (Chavez 2008: 33) Esta “vieja izquierda” se puede clasificar en cinco grupos. El primer grupo, son los partidos comunistas que tenían lazos estrechos con la Unión Soviética. A partir del fin del “socialismo real”, estos partidos entraron en una crisis. El segundo grupo consiste de la la izquierda nacionalista o popular con figuras como Perón, Vargas y Cárdenas. El tercer grupo esta formado por las organizaciones guerrilleras diversas, iniciadas por las revoluciones cubana y nicaragüense. Estos organizaciones extinguieron prácticamente con la derrota sandinista, la desmovilización y el creciente aislamiento político. Los partidos reformistas forman el cuarto grupo de la “vieja izquierda”. Estos partidos eran más distantes de la Unión Soviética y de Cuba que los partidos comunistas, pero igualmente sufrieron transformaciones profundas como la debilitación de sus bases sociales e ideológicas y la ola neoliberal. El quinto y ultimo grupo es la la izquierda social como por ejemplo los sindicatos, las ligas campesinas, las comunidades eclesiales de base etc. Ellos estan debilitados por los efectos del neoliberalismo como el aumento del desempleo, las privatizaciones, la “flexibilización” de las normas laborales, la ruina del campo, las migraciones a las ciudad, el crecimiento de la economía informal etc. (Chavez 2008: 37-40).

2.2 El surgimiento de la Nueva Izquierda

¿Como se puede explicar el surgimiento de una nueva izquierda poco tiempo después de esta caida total de la vieja izquierda? Es un conjunto de varios efectos que se producieron en el tiempo despues de la caida. Una de las razones – y tal vez la razon principal – son los efectos negativos que tenía la apertura incondicional de las economías que era parte de la nueva politica neoliberal. Especialmente en los países que habían adoptado las programas de las agencias financieras multilaterales, habia efectos negativos sobre el crecimiento, la desigualdad y la pobreza (Chavez 2008: 42).

Como lo subraya Duterme, el coefiniente GINI que mide el grado de desigualdad ha pasado de 0,55 a 0,57 en los años noventa en Latinoamerica (Duterme 2005: 10).

En reaccion, se fortalecieron movimientos y partidos que se oponían como los zapatistas en México en 1994. Tambien los succesos electorales del PT en Brasil y el colapso argentino en 2001 que abrió el paso a Kirchner se pueden explicar con estos efectos negativos de la politica neoliberal (Chavez 2008: 44).

Una otra explicación para el surgimiento de la nueva izquierda es la compensación del declive de los sindicatos que con el fin de la vieja izquierda habían perdido mucho de su influencia. Pero este proceso fue compensado por nuevos actores como el movimiento indígena, las organizaciones campesinas o los movimientos de desempleados (Chavez 2008: 46). Los movimientos indígenas más significativos surgieron en Bolivia, Ecuador, Guatemala y México. Según Duterme, del un lado, la globalización se presenta de una forma desastrosa para estos pueblos marginados, pero del otro lado también crea las condiciónes de su emergencia como actores sociales identitarios (Duterme 2005: 12).

Las otras razones del surgimiento de la nueva izquierda que nos presenta Chavez son la crisis interna de los partidos tradicionales, su falta de capacidad a convertir la voluntad popular en políticas de Gobierno y la revitalización de la izquierda al nivel internacional (Chavez 2008: 48).

2.3 Características ideológicas

La nueva izquierda latinoamericana no es un movimiento homogeneo sino se caracteriza por una pluralidad enorme de estrategias. Existe una multiplicidad de bases sociales y agendas políticas (Chavez 2008: 49). No obstante se puede decir generalmente que la justicia social sigue siendo la meta por alcanzar. Además, la nueva izquierda se caracteriza por la responsabilización del poder, el reconocimiento de las diversidades y la revalorización de la democracia (Duterme 2005: 13).

El sujeto político unitario del leninismo como el partido de vanguardia de la clase obrera o el partido-Estado ya no forma parte del programa político de la nueva izquierda, sino se habla de formas organizativas descentralizadas. Aún que todavia existen posiciónes antipartidos y antiestados, la dicotomía “revolución o reforma” de la vieja izquierda se resolvió a favor de ésta ultima. Hoy en día, incluso los partidos a los que se acusaba de ser antidemocráticos participan rutinariamente en elecciones nacionales, por.ejemplo el MAS de Evo Morales en Bolivia (Chavez 2008: 57). Este fenomeno se explica por la frustración generada por el fracaso de la democracia en la epoca neoliberal. En este tiempo, las democracias latinoamericanas eran regímenes políticos oligarquicos, en donde el pueblo, como dice Duterme, es convocado cada cierto número de años a elegir quienes serán los encargados de sojuzgarlos (Borón 2005: 28). Después de la oposición contra las dictaduras militares de derecha en varios países y después del fin del “socialismo real”, el retorno de la democracia se convirtió entonces en uno de los elementos de cohesión político e ideológico de la izquierda (Chavez 2008: 57). Por eso se puede decir que una de las características de la nueva izquierda son la profundización de la democracia y el descubrimiento de que en la política hay algo más que el estado, empezando con la experiencia de la solidaridad de la Iglesia Católica, las ONG etc. (Chavez 2008: 50).

Aún que Duterme argumenta que “estos movimientos emergentes parecen haber sacado lecciones de los antagonismos de ayer” (Duterme 2005: 13) hay que subrayar que no se trata de un movimiento homogeneo y que todavia no existe una alternativa coherente frente al modelo neoliberal. Hay muchos tensiones y contradicciones inherentes a la propia izquierda, especialmente entre movimientos sociales, partidos y Gobiernos. Esto se nota por ejemplo por los dificultades que tienen todos los partidos de esta nueva izquierda que llegan al Gobierno. Varios de ellos han continuado programas de sus antecesores neoliberales: Las mismas circunstancias que han facilitado las victorias electorales como por ejemplo los altos déficites fiscales presentan obstáculos para cambiar el curso político (Chavez 2008, 53).

El resumen de Chavez de su analisis de las caracteristicas de la nueva izquierda es el siguiente: “Esta aparente ‘agenda’ de la nueva izquierda da por sentados los principios básicos de la economía de mercado, mientras promueve reformas como la aplicación de programas de bienestar dirigidos a los sectores más pobres de la sociedad [...], una preocupación renovada por la seguridad pública, un papel más activo para el Estado como regulador y mediador entre el capital y el trabajo, la ampliación y mejora de los servicios públicos, y la introducción de un régimen fiscal más progresivo. Estas políticas, a pesar de marcar una diferencia fundamental en las vidas de los ciudadanos afectados, no equivalen a un modelo comprehensivo alternativo al neoliberalismo” (Chavez 2008, 54).

2.4 Los actores de la Nueva Izquierda

La nueva izquierda latinoamericana tiene tres actores principales. Primeramente, el actor más esencial, son los los movimientos sociales. Fueron ellos que proporcionan el principal impulso para el cambio social y político. Hay una convergencia de las reivindicaciones de los movimientos en los diferentes países en Ameria Latina. Inicialmente dirigido contra las reformas neoliberales, el ciclo de protestas se ha ampliado para comprender la movilización contra los actores políticos tradicionales. Las bases sociales son muy diversas (Chavez 2008: 58)

Los partidos políticos son el segundo actor de la nueva izquierda. Ellos pueden actuar como brazo político de los movimientos sociales y pueden intergrar diversos actores y movimientos sociales. Son ellos que dan una direccion concreta a las diversas actividades de los distintos organismos estatales (Chavez 2008: 59). El tercer grupo, son los gobiernos. Su problema principal consiste de la tensión que se produce por el riesgo de ser marginadas si no ofrecen programas que atraigan tambien los votos de centro y centro-derecha que se encuentran en las clases medias y altas (Chavez 2008: 59).

BIBLIOGRAFÍA:
Borón, Atilio A. (2005): La izquierda latinoamericana en el umbral del siglo XXI: reflexiones, tareas, desafíos. En: Bernard Duterme (ed.): Movimientos y Poderes de Izquierda en América Latina. Madrid: Editorial Popular.
Chavez, Daniel et al. (eds.) (2008): La Nueva Izquierda en America Latina. LUGAR? EDICION?
Duterme, Bernard (2005): Condiciones, formas y balances del regreso de la izquierda a América Latina. En: Bernard Duterme (ed.): Movimientos y Poderes de Izquierda en América Latina. Madrid: Editorial Popular.
Elizondo, José Rodríguez (1990): La crisis de las izquierdas en America Latina. Caracas: Nueva Sociedad.

Gepostet von Johannes